Volver Home

::CINTURONES::

El color del cinturón nos ayuda a estructurar y dosificar la enseñanza del programa de técnicas del sistema y a graduar la evolución en la práctica.

Los diferentes cinturones se presentan como pequeños retos que nos ayudan a ir cumpliendo nuestros objetivos.

Se nos ofrecen progresivamente y su consecución, puede  entenderse como un pequeño reconocimiento al esfuerzo realizado, pero sobre todo como una exigencia de mayor seriedad y concentración en la práctica, así como responsabilidad sobre los conocimientos y habilidades que empezamos a desarrollar.

En ningún momento debemos olvidar la necesidad de ayudar a todos nuestros compañeros. Pero cuando exhibimos un cinturón aceptamos la obligación de dedicar una atención especial, durante las sesiones de entrenamiento, a aquellos compañeros que tengan un cinturón que reflejen un tiempo de práctica inferior al nuestro.

Cuando estamos realizando un entrenamiento de grupo y nos encontramos con un compañero al que no conocemos el color de su cinturón puede darnos un dato aproximado de sus conocimientos y grado de habilidad.

  • Cinturón Blanco

Es especial por varios motivos. Es el primer paso de un camino que puede ser mucho mas largo e intenso de lo que somos capaces de imaginar cuando lo iniciamos. Simboliza la energía y la ilusión necesarias para emprender una interesante aventura, la humildad de sentir que necesitamos adquirir unos conocimientos y la sabiduría de comprender que poseemos la capacidad para

  • Cinturones de color
  • (Amarillo, Naranja, Morado, Azul y Verde)

Los diferentes colores, marcan una progesión en el entrenamiento y el desarrollo de los conocimientos.

  • Cinturones Marrones

Este cinturón abre un periodo de maduración de los conocimientos esbozados en los niveles anteriores. Hay tres niveles; Marrón III, Marrón II y Marrón I, siendo este último el anterior al negro.

  • Cinturón Negro

Marca la culminación de una primera etapa, este grado garantiza que se ha completado una formacion básica y amplia. Hemos atesorado unos conocimientos que nos permiten hacernos una idea global de los difetentes aspectos de la práctica del estilo.

Podemos empezar a relacionar principios y fundamentos que provienen de áreas diferentes, sólo en apariencia. Podemos profundizar en las sensaciones que obtenemos en nuestro entrenamiento.

Abre la posibilidad de continuar el desarrollo de nuestras habilidades y nuestro prefeccionamiento. Es entonces cuando tenemos que ser capaces de mantener la frescura y la ilusión que teníamos cuando nos atamos por priemra vez el cinturón blanco. El círculo se cierra y volvemos a empezar.

  • 1º a 10º Dan

A partir de cinturón negro el nivel de desarrollo se intenta cuantificar en grados denominados "Dan". La evolución y compromiso con la práctica, la enseñanza y el continuo entrenamiento son valorados para aconsejar la promoción de uno a otro nivel.

El 10º Dan es obstentado en la actualidad por el fundador del estilo Adriano D. Emperado.


Volver a la página principal
Murdock